Aprender a no tirar de la Correa – Cómo Educar a un Cachorro – 6

Ciertamente es algo muy común de escuchar: “Mi perro tira de la correa“, “Es imposible pasear con mi perro”, “¿Cómo hacer que mi Perro no tire de la correa”? y es que se trata de un problema muy común para muchas personas y también para el perro, porque caminar con la correa tensa hace que pueda tener lesiones cervicales y de espalda y que incluso esté más ansioso e hiperactivo, por lo tanto aprender a no tirar de la correa es algo fundamental en lo que centrarnos en la etapa de cachorro.

Como siempre en esta serie de articulos del cachorro y su educación nos centramos en la prevención, porque si simplemente hacemos los pasos adecuados mientras disfrutamos de la etapa de cachorro, la verdad es que a medida que el perrito crezca nos olvidaremos de la mayoría de problemas de conducta y solo nos tendremos que centrar en gozar de compartir nuestra vida con nuestro compañero canino.

También como ya sabes, en todos los consejos sobre educación de este blog, evitamos la utilización de castigos, siempre son consejos para una educación amable que potenciará el equilibrio emocional de tu cachorro.

Este método es exclusivo para cachorros que aún no han aprendido a tirar de la correa. Si tu cachorro ya tira de la correa o tu perro ya es adulto, léete primero este post y a continuación el post Si tu Perro tira de la Correa, Lo puedes solucionar

Somos nosotros los que enseñamos al Perro a tirar de la Correa

De forma inconsciente lo que solemos hacer es precisamente enseñar al perro a ¡Tirar de la correa! Es algo totalmente natural, así que no te preocupes si lo has hecho. Hay que hacer un esfuerzo en cambiar el “chip” para que esto no ocurra y enseñar al perro a no tirar de la correa.

Y aquí está el punto más importante: El cambio de “chip” y esta es la parte más difícil, si lo consigues todo lo demás ocurrirá de forma natural y sin esfuerzo, así que si necesitas practicar o prepararte antes de hacer los primeros paseos con tu perrito, tómate el tiempo que necesites.

cachorro con su arnes
by Nan Palmero [CC BY 2.0] via Flickr

Me he dado cuenta, impartiendo cursos para cachorros,  que para muchas personas es muy difícil hacer este cambio de chip cuando paseamos con un cachorro por la siguiente razón:

El cachorro tiene muy poquita fuerza para tirar, no molesta, y no solemos preocuparnos de esta cuestión hasta que por desgracia ya es demasiado tarde,  y ya le hemos enseñado muy muy bien a tirar de la correa.

Tenemos que hacernos muy sensibles a la tensión de la correa, esta es una clave importante para hacer el proceso que te explicaré a continuación.

Es importante que sepamos en todo momento qué tensión hay en la correa, si está floja, o algo tensa o muy tensa.

Esto parece fácil pero es lo que requiere esfuerzo, porque nuestra atención se va a ir a todas partes menos a mantenernos conscientes de la tensión de la correa.

Así que nuestro trabajo y dedicación principal será en entrenarnos (si si, nos tenemos que entrenar nosotros 🙂 ) a estar conscientes durante todo el paseo de qué tensión hay en la correa del perrito.

Antes que el cachorro, por lo tanto, se trata de aprender nosotros mismos.

El aprendizaje es un proceso, “nadie nace enseñado” y por este motivo te aseguro que el primer día no lo harás bien, ni el segundo… (evidentemente yo tampoco) por lo que te recomiendo que hagas unas prácticas por ejemplo con un familiar o un amigo.

¡¡¡No hace falta que le pongas el arnés!!! 😀 Simplemente que tome la correa y camine, y así tu te vas centrando en la tensión y puedes ir realizando el proceso que ahora te explico.

Para empezar a hacer paseos con nuestro cachorrito necesitaremos un arnes adecuado a su tamaño y una correa de tela de 1'5 m o 2 m.

¡Atención! aprovecho para comentar aquí que nunca, nunca nunca juegues al tira y afloja con la correa de tu perrito. Este juego es fantástico, pero siempre que sea con sus juguetes.

Si se juega con la correa a este juego podemos tener serios problemas para pasear cuando el perro crezca.

Como ya habremos practicado unos días antes con algún humano que tengamos a mano, ya seremos capaces de estar pendientes de la tensión que aplicará el perrito sobre la correa cuando camine ¡Perfecto!

aprendiendo a llevar el arnés
by Fizzy Pup [CC BY-SA 2.0] via Flickr

Cómo hacer que el Perro no tire de la Correa

Agarraremos la correa por su extremo, y intentaremos siempre mantenerla sin ninguna tensión. (Más adelante tienes un vídeo donde podrás verlo todo)

Es muy bueno pasar el asa por el reverso de la mano hasta la muñeca y sujetar la correa por el inicio del asa, así la sujección es más segura y evitaremos que se nos escape de las manos fácilmente.

Podemos regular su distancia utilizando la otra mano para agarrarla por puntos diferentes, siempre manteniendo al asa asegurada. Y el siguiente paso es el más importante:

Una vez lo tenemos todo preparado, ya solo tenemos que estar conscientes de la tensión de la correa y aquí está la clave para que el perro aprenda de la forma más amable y natural a caminar con la correa floja:

Si notas tensión en la correa > No camines

¡Ya está! Los perros aprenden a tirar de la correa cuando son cachorros porque nosotros seguimos caminando, e incluso cuanto más tiran más rápido caminamos, por lo que muchos acaban entendiendo que es la forma correcta de pasear y de llegar a los sitios donde quieren. 

Las claves principales para que funcione el proceso:

  • Mantenernos SIEMPRE atentos a la tensión de la correa
  • Caminar solo si no hay NADA de tensión en la correa
  • Mantener la calma

Otros puntos importantes a tener en cuenta son:

Respetar la tensión de la Correa

Hay que respetar esta tensión, si el perro no puede tirar de la correa yo tampoco, como si fuera un pacto de respeto entre los dos.

No tires del perro, no lo arrastres, no le des tirones… busca otras opciones (siempre las hay) para evitar estas situaciones.

Las prisas no son buenas cuando paseamos con nuestro amigo.

Es importante que los paseos sean para él, si se para a oler algo muy interesante por ejemplo, pues se lo permitimos.

El mejor paseo para un perro no radica en la distancia recorrida si no en la calidad de lo que vive durante el paseo, así que le podemos permitir oler todo lo que quiera.

cachorro simpatico
by Patrick Standish [CC BY 2.0] via Flickr

Si necesitamos alejarnos de algo y no queremos arrastrarlo con la correa, podemos animarlo a venir en otra dirección, podemos llevar siempre trocitos de comida que le guste mucho para que sea más fácil llamar su atención.

Además estos trocitos de comida también nos servirán para premiarlo siempre que haga sus necesidades en la calle, así que son imprescindibles en todo paseo.

Mi Cachorro no quiere Caminar

Algo que suele suceder también con los cachorros es que se sientan o se tumban y parece que ya no quieren andar más.

Esto sucede porque se saturan del ambiente y se estresan y es su forma de calmarse.

Piensa que para ellos todo es nuevo, hay muchos estimulos que gestionar y a veces puede que les supere.

Si esto te pasa solo dale tiempo, puedes situarte a su lado para darle más seguridad y de vez en cuando le vas animando a que se mueva siempre con una actitud calmada pero alegre.

Quizás solamente es que se ha cansado de caminar, en cualquiera de los dos casos puedes buscar una zona más tranquila y sentarte allí un ratito con él o regresar a casa.

Aquí tienes un fantástico ejemplo de esta técnica:

Recuerda practica primero, aprende tu bien a cómo realizar el proceso con otra persona. Mientras lo puedes ir acostumbrando a ponerle el arnés y que lo lleve un ratito por casa.

El siguiente paso practica con tu perrito dentro de casa hasta que creas que ya lo dominas lo suficiente para salir a la calle.

¿Y si ya ha aprendido a tirar de la Correa?

Hay unas ligeras variaciones importantes en este proceso si se trata de perros adultos porque el perro adulto tiene mucha más fuerza, pero sobretodo porque ya ha aprendido a tirar de la correa.

Próximamente prepararé otro artículo específico para perros que tiran de la correa para explicartelo en detalle. Si tienes dudas más abajo tienes la sección de comentarios 🙂

También es muy recomendable el libro de Turid Rugaas ¿Qué puedo hacer cuando mi perro Tira de la Correa?

Te animo a compartir este artículo con tus amigos si crees que les puede ser de ayuda a ellos y a sus perros.

¡Gracias por amar a tu Perro!

Otros artículos de la Serie: Cómo Educar a un Cachorro

Puntuación:
[Total: 149 Average: 4.7]

Te recomendamos
el Curso Online

Para estar al día de las próximas fechas de inicio de todos los cursos:

Compartir en Redes:

Si te ha gustado este artículo y crees que le puede ser útil a otras personas, te invito a compartirlo en tus redes sociales. ¡Gracias!

Autor/a:

Posts Relacionados:

0 comentarios en “Aprender a no tirar de la Correa – Cómo Educar a un Cachorro – 6”

  1. Hola hola…. Acabo de descubrir esta página y la encuentro muy interesante y estoy aprendiendo mucho. Lo único, es que ya tengo tres perros que tiran de las correas y es una locura intentar sacarlos yo sola, tenemos q ser dos. Supongo que debo enseñarles uno a uno y por separado. Espero su consejo…
    Les felicito por esta página y gracias por darnos tan buenos consejos.

    un abrazo…

  2. Es genial este artículo. Está bien saber que inconscientemente somos nosotros quienes tiramos de la correa y que es precisamente eso lo que hace que nuestro perro haga lo propio.
    Con mi perro adulto mestizo de mastín de 6 años, siempre he usado la técnica que aquí se expone, y la verdad es que es genial poder pasear tranquilamente, ambos los disfrutamos un montón. El problema ha venido cuando he introducido a un nuevo miembro al grupo en los paseos, una cachorrona de 5 meses y 15 kg de peso. Al principio intenté seguir las mismas directrices pero era imposible no generar tensión en las correas, cuando no era porque la cachorra iba de un lado a otro erráticamente oliendo y entrelazando las correas era porque las correas se les liaban a ellos mismos, puesto que al tener las dos manos ocupadas ya no puedo recoger el sobrante de correa o cuando no yo mismo las pisaba sin querer y les producía un tirón inneceserio. Los paseos tranquilos se convirtieron, por estos motivos, en paseos estresantes. Ahora me encuentro cambiando mi técnica de la gestión de las correas y preocupándome un poco menos de si las correas arrastran por el suelo o si se le cuelan entre las patas, lo cierto es que estamos consiguiendo de esta forma reducir las tensiones ostensiblemente con lo cual los paseos están empezando a ser cada vez más relajados pero aún se producen enredos de vez en cuando así que me es bastante difícil que los tres disfrutemos completamente de los paseos como solíamos hacer mi perro adulto y yo anteriormente. Algún consejillo? Gracias

    1. Muchas gracias por compartir tu experiencia Juanjo, genial que utilices ya esta técnica.

      Claro, es normal que al venir la cachorrita se haya liado un poco la cosa, pero veo que más o menos lo vas solucionando.

      Pasear con dos perros complica el aprendizaje porque hay que estar pendiente de los dos. Lo ideal para que el proceso sea más llevadero es enseñar al que todavía no sabe a parte, para que vaya entendiendo el proceso con más facilidad. También te ayudará realizar paseos en lugares tranquilos donde haya menos estímulos que provoquen que tiren de la correa, e ir progresivamente a lugares más estimulantes de forma gradual.

      Haces bien. Hay que restar importancia a que las correas puedan ir por el suelo, de hecho es algo que muchas veces sucede y no supone ningún problema.

      También es normal que al ir la correa floja se puedan enredar las patas o quedar enganchados en un árbol, una farola… si no es algo preocupante que se puedan hacer daño no intervengas. Verás como ellos solos aprenden a desenredarse o a desatascarse. Si les damos tiempo y paciencia se hacen expertos en no pisarla y no enredarse con ella. Al final es una estimulación mental más y una forma de desarrollar su mente. Cuanto menos les ayudemos mejor (eso si hay que supervisar).

      Por lo que comentas yo creo que vas muy bien y al final podrás pasear tranquilamente con los dos. De todas maneras supongo que sobre septiembre publicaré el artículo sobre los perros que ya tiran de la correa por si te puede ayudar más con tu perrita.

      Un abrazo!

  3. Me ha parecido muy interesante este articulo. Espero publiques no tire de la correa el perro adulto. Muchas gracias.

 

Aprender a no tirar de la Correa – Cómo Educar a un Cachorro – 6